martes, 12 de marzo de 2013

¿Personas mayores? tenemos mucho que ofrecerles

Celebrando el pasado 8 de marzo el "Día de la mujer trabajadora", se me ocurrió reflexionar sobre lo que habíamos ganado y perdido con nuestra incorporación al mundo laboral, y cómo este hecho ha influido en tantos aspectos de nuestra vida.

El ritmo trepidante al que nos empujan los nuevos tiempos, y la difícil conciliación de familia y trabajo han hecho que cambien muchos patrones de actuación en nuestras vidas, comparándolas con las generaciones anteriores.

Antes, las mujeres básicamente nos dedicábamos a cuidar de nuestros hijos hasta que nos llegaba el momento de cuidar a nuestros padres, y hoy en día no tenemos casi tiempo para unos ni para otros.
Añadido a esto, nos encontramos en una sociedad en la que parece que la juventud y la belleza son los valores más importantes, y casi todos los mensajes que nos llegan están enfocados a la gente joven y a cómo evitar envejecer. Pero, queramos o no, envejecemos y además, con la esperanza de vida que ahora tenemos, nos pasamos muchos años perteneciendo a la 3ª Edad.

Visto esto, en CASTILLO MENDÍA hace unos años nos dimos cuenta de que todos los comercios se volcaban en la gente joven, en la "moda pronta" de usar y tirar y vimos que los comercios tradicionales iban desapareciendo poco a poco. Había un sector de la población, las personas mayores, que iban quedando desatendidas en cuanto a ropa, tanto interior como exterior. Por esto, decidimos hacer un esfuerzo y surtirnos de género que pudiera satisfacer las necesidades de este colectivo.

Hoy en día, muchas personas mayores, por decisión propia o por necesidad terminan sus días en una Residencia de la 3ª Edad. Por esto, tenemos una selección de artículos especialmente enfocados a satisfacer las necesidades de estas personas y que además están indicados para poder ser lavados en máquinas industriales. Disponemos de una gran variedad de modelos y tallas en la ropa interior tanto de señora como de caballero, pijamas, batas y camisones. En cuanto a la ropa de exterior para señora, tenemos un gran surtido en blusas, faldas, chaquetas, jerseys, pantalones y vestidos tanto normales como para movilidad reducida.


Tal vez los que leáis esta entrada no necesitáis ninguno de estos artículos, pero es probable que exista alguien en vuestro entorno que tenga dificultad para encontrarlos y nosotras estaremos encantadas de atenderles y ayudarles con todo cariño.